Gantz 26

Uhmm, ¿será sólo impresión mía o este número es realmente flojo? Y no es sólo la pausa que se toma el autor en el mismo, es todo el tomo.

Gantz 26

Guión y dibujo: Oku Hiroya Works

Manga 13x18cms, tapa blanda con sobrecubiertas, 216 páginas b/n, sentido de lectura japonés.

Tras la finalización de la tremebunda saga de Osaka, los gantzers se quedan anonadados por unos misteriosos datos que aparecen en Gantz. Según Nishi, sólo queda una semana de tiempo para que se declare la “catástrofe”, es decir, el fin del mundo. Sin tener ni idea de lo que ocurrirá y sin contar con ningún modo de averiguarlo, los gantzers regresan a su día a día. Pero el tranquilo intervalo dura poco, ya que de repente da comienzo una nueva misión. ¡¡Se levanta el telón de la titánica “última batalla” en una tierra extranjera allende los mares…!! Serie abierta

Precio: 8.95 €

Gantz 26: y después de la resurrección… Kurono corre a recuperar su vida, ¡sobre todo a Tae! Y cuando la encuentra se reafirma lo que llevo sosteniendo mucho tiempo… Kurono realmente quiere a Tae. Y el valiente Kurono de Gantz tiene que volver a su mediocre vida real, en la que sus compañeros de clase le insultan y se meten con él por las fotos con Reika… lo malo es que tiene que controlarse para no hacer daño a nadie.
Un tal Kikuchi – no le recuerdo, lo siento -, por lo que se ve periodista, viaja a Alemania para investigar qué es Gantz… Con ayuda de un otaku alemán viejuno llega hasta la fábrica en la que se están creando cientos de esferas negras…
Los miembros del equipo Gantz de Tokio interrogan a Jotaro Nishi, el otro pavo que lleva dando vueltas por la serie desde el principio de la misma, sobre lo que sabe del fin del mundo y la guerra nuclear que anunció en el tomo anterior pero todo lo que sabe lo ha sacado de Internet y el resto de gantzers tokiotas no saben si creerle o no. De cualquier forma tienen que lidiar con esa posibilidad cada uno de ellos de una forma distinta… Inaba quiere ligarse a Reika diciéndole que Kurono sólo es un chico de instituto – esta le dice que no, claro -; el viejo se lleva al “superhéroe” y al niño abandonado a vivir a su casa para que no duerman en la calle; y Kato se encuentra con Kei Kishimoto, la chica de los primeros tomos, e intenta ligar con ella en el metro…; Reika, de la que sinceramente me había olvidado que era estudiante de instituto, intenta declararse a Kurono y quedarse a dormir con él… pero Kurono le dice que quiere a Tae.
En su colegio Nishi es acosado por sus compañeros que le hacen todas las perrerías posibles… e incluso llegan a tirarle por la ventana, pero como lleva el traje Gantz puesto sólo consiguen cabrearle y comienza a cargárselos… excepto a una de sus compañeras gordita y feucha que le había declarado su amor – a ver si él también va a tener su corazoncito -… la policía entra a saco a por él y después de una intensa lucha, en la que mueren varios policías, consiguen abatirle a tiros… justo antes de morir Gantz comienza a transportarle… ¿Para que el equipo Gantz de Tokio realice su última misión? En esta ocasión, Gantz les teleporta a Italia donde encuentran a otros equipos peleando con estatuas… y al equipo local totalmente masacrado.

Y bueno… la pausa no le ha sentado excesivamente bien a la serie, esperemos que sólo sea cuestión de este tomo y que no la vaya a cagar ahora después de 25 tomos… Aunque siempre es un placer ver a Tae (que riquiña está cuando le pone cara amenazante a Kurono después de hablar de Reika) parece que el autor le ha perdido un poco el ritmo a esa relación…
El dibujo sigue siendo espectacular, sobre todo el de las mujeres y la historia se ha frenado un poco…
Habrá que darle un margen a la serie que, hasta el momento, siempre ha terminado por recuperarse.

Acerca de Eugenio

Anda que sí...