Orion de Masamune Shirow

Guión: Masamune Shirow
Dibujo: Masamune Shirow
Entintado: Masamune Shirow

Orion es, posiblemente, una de las obras más complejas de un autor de por sí complejo. No en vano, Shirow se aleja en esta ocasión de la fantasía futurista -aunque no del todo- para centrarse en una historia basada en la mitología… todo ello para conseguir resultados tan espectaculares como en el resto de sus obras, gracias a un dibukp elaborado hasta la obsesión y a unos guiones retorcidos, intensos y llenos de aventura.

MASAMUNE SHIROW

El nombre de Masamune Shirow, internacionalmente aclamado y convertido en dios por aficionados de cuatro continentes es en realidad un pseudónimo que oculta la verdadera identidad de un dibujante nacido en Kobe el 23 de noviembre de 1961.
Se sabe que 5hirow cursó estudios de arte general y pintura al óleo en la universidad de Osaka y que, durante la segunda mitad de la década de los ochenta estuvo dando clases hasta que decidió que podía transmitir sus inquietudes de una forma más efectiva a través del comic.
Su carrera profesional como mangaka se inició cuando todavía estaba cursando clases en Osaka.
En 1982 comenzó a dibujar un serial dentro del fanzine Atlas que sería recopilado por Seishinsha en 1985 bajo el título de Black Magic.
En esta primera obra, Shirow ya da rienda suelta a algunos de sus intereses primordiales: la cibernética, la auténtica condición humana, la mitología y la política.
En 1985 iniciaria su obra más larga hasta el momento, Appleseed, de la que se publicaron cuatro volúmenes entre 1985 y 1989 y que posteriormente se completaría con un par de volúmenes más titulados Appleseed Data Book y Appleseed Hiper Notes. Posteriormente publicaría Dominion, The Ghost in the Shell y Orión. En 1992 aparecería su primer libro de ilustraciones titulado Intron Depot donde se recopilaban sus trabajos como ilustrador a color.
Aunque durante la década de los noventa ha seguido trabajando periódicamente en el mundo del manga, su principal labor durante los últimos años ha estado dedicada al mundo de la ilustración y el diseño de personajes. Así sus series ManMachine Interface y NeuroHard se han ido publicando esporádicamente y sin apenas continuidad durante la segunda mitad de la década de los noventa.
En 1997 Shirow estuvo trabajando como diseñador de personajes de la serie de QVR Landlock.
Posteriormente publicaría una serie de ilustraciones para la serie de novelas de terror erótico Kasshan Hunter y el libro Intron Depot 2: Blades que aparecería en el mercado mundial a finales de 1998. Entre sus últimos trabajos se cuentan los diseños para los juegos de ordenador de Orion y Sampaguita. Shirom reside actualmente en su ciudad natal de Kobe.

BIBLIOGRAFIA SHIROW
1985: Black Magic. Seishinsha.
1985 /1989: Alppleseed 1/4. Seishinsha.
1990: Appleseed Databook. Seishinsha.
1991: The Ghost ln The Shell. Kodansha
1993: Orion. Seishinsha
1993: Dominion. Seishinsha
1995: Dominion Conflict. Seishinsha
1996: Complete Colection of Appleseed in Comic Gaia (Alppleseed Hiper Notes). Seishinsha
1995.: Man Machine Interface
1995: Neuro Herd. Kadokama

LIBROS DE ILUSTRACIÓN:
1992: Intron Depot. Seishinsha
1998: Intron Depot II. Seishinsha

OTROS TRABAJOS OE ILUSTRACIÓN:
1998: Kasshan Hunter. l/2. Seishinsha

Y se preguntarán: ¿de dónde ha sacado tanta información? Pregunta a la que yo respondo: “De la tienda Dreamers“.
Y su siguiente pregunta será: ¿por qué tanta información? Y mi respuesta sería: “Porque poner sólo “¿Mande?” en un post quedaría raro”.
¿O no? ¿No quedaría raro que después de poner la típica imagen, el típico argumento y todo lo típico que se os pueda ocurrir, mi comentario único y exclusivo fuese: “¿Mande?”? Vale, a veces no me extiendo mucho más, pero coño… ¿tan poco?
A ver… Me encanta que los autores se hagan pa&as mentales, divagen, se vayan por la tangente y no acabes de saber muy bien lo que quieren contar… Pero hay veces, como esta, que no te acaba de convencer, no me quejo del precio (los seis números publicados por Planeta hace mogollón de tiempo los encontré por 1 o 2 euros), no me quejo del dibujo (que, más o menos, cumple, ya sabéis lo de los gustos y los culos), no me quejo de la edición (porque vamos, por 1 o 2 euros que me costó como para quejarme, además, en esa época se publicaba así y y’asta), de lo que me quejo es de las idas de olla del autor, la cantidad de información irrelevante que te cuenta, los líos mitológicos que añade y… aunque ahora que lo pienso… esto es lo divertido, ¿no?

Uhmm, vamos a buscar un poco más, a ver si en la wikipedia dicen algo: “Orion es un devaneo místico religioso y donde se pueden ver las diferencias y las similitudes que hay entre la religión budista (sintoista en Japón) y la cristiana. En esta obra se pueden encontrar multitud de detalles humorísticos…”

Ahh, coño, así está todo más claro, Shirow aprovecha el manga para comparar religiones, reirse de ellas y meter alguna que otra puya… Realmente hay cosas que hacen gracia… aunque sea por el exceso de sus protagonistas…

Por cierto, las imágenes que acompañan al post son las de Susano (arriba) el protagonista de la obra y… ehmm, no recuerdo el nombre, Hannuman o algo así que viene a ser el Rey Mono, usease, Goku…

No sé si recomendarla o no, así que…

Nada más.

Aaaaaaaaaadios

Anuncios

Acerca de Eugenio

Anda que sí...

2 pensamientos en “Orion de Masamune Shirow

  1. ¿Meterse con las religiones?

    Cuidadín, Eugenio, que tal como está el patio a ver si vas a meter al pobre Shirow en un lío… XD

Los comentarios están cerrados.