Batman: El hijo de los sueños (o la eterna polémica)

¿Es un manga o es un cómic USA?

¡Qué ganas de otro experimento mangófilo!

(Experimento mangófilo)

Bueno, o quizás no…

(resultados del mismo)

hijodelossuenos.jpgBatman: El hijo de los sueños

Guión: Kia Asamiya, Max Allan Collins

Dibujo: Kia Asamiya

Entintado: Kia Asamiya

Sinopsis sacada de la web de Norma: “El hijo de los sueños” es toda una rareza, ya que se trata del primer manga original realizado por un autor japonés protagonizado por Batman, y que fue publicado originalmente en Japón y solamente años más tarde se publicó en EEUU (la versión española es una traducción de la edición USA). El manga está realizada por Kia Asamiya (Tokyo, 1963), autor de mangas como Silent Mobius, Dark Angel, Nadesico o Compiler, y que también ha realizado, por ejemplo, la adaptación al manga de la película Star Wars: Episodio I. Asamiya, que viajó a Nueva York para tomar referencias gráficas de la ciudad ( para usarla como base para dibujar su versión de Gotham City) y para entrevistarse con la gente de DC Comics, confiesa que se enamoró de Batman a raiz de la película de Tim Burton y que no solo ha leído montones de cómics del personaje (cita como sus favoritos las historias Luz de gas, La broma Asesina, El regreso del señor de la noche, Amor Loco, Arkham Asylum y El largo halloween) sino que tiene una colección personal de objetos de Batman. La historia de “El hijo de los sueños” gira alrededor de una reportera de la televisión japonesa que viaja a Gotham City para hacer un reportaje sobre Batman y una nueva droga llamada Fanático, y que le sirve al autor para poder dibujar no solo a Batman sino a algunos de los mas destacaso personajes de su galería de villanos, como El Joker, Dos Caras y Catwoman, y para hacer viajar a Batman de Gotham (donde se desarrollala primera parte de la historia) a Japón (donde tiene lugar la segunda parte de la historia).

Como extras, incluye una galería de ilustraciones de Batman por Asamiya, el proceso de adaptación de dos páginas desde los bocetos al a versión final inglesa y una entrevista breve (3 pgs) con Kia Asamiya.

Y lo verdaderamente lamentable es la ENORME cantidad de fallos que presenta la edición. Lo que provoca que pagar 24 euros por una edición lamentable, en tapa blanda y blanco y negro te duela todavía más de lo habitual…
Los fallos… repetición de palabras continua de un bocadillo al que le sigue.
Palabras mal escritas.
Frases mal construidas.
Eso sí, cuando se inicia el segundo volumen (sí, ¡¡son dos tomos!! ¿A qué casi nadie se había dado cuenta? Claro, como no hay ni una puñetera página que diga: “Capitulo 2” o algo así…) o desaparecen la mayoría de los fallos (aún se notan algunas palabras mal escritas) o ya te has acostumbrado a los mismos y ni los notas…
La historia comienza cuando un grupo de periodistas japoneses llegan a Gotham para realizar una entrevista a Batman… (vaya periodistas, ni siquiera sabían que Batman no concede entrevistas) y se ven envueltos en una trama que incluye drogas que modifican el ADN, villanos que no son quien parecen y el mayor aficionado a Batman del mundo…
Ehmm, la historia está bien, pero se queda a medio camino entre el cómic USA y el manga, porque, al ser Batman el protagonista, DC (por lo que parece) dio el permiso para hacerlo siempre y cuando no se pasasen demasiado con las capacidades del mismo. Tenía que ser realista.
Lo siento, no me voy a poner a discutir con nadie lo realista que puede resultar un tío disfrazado con un pijama de murciélago saltando de edificio en edificio y deteniendo criminales…
Pero tenía que ser realista, así que Asamiya (yupi!, lo he escrito bien a la primera) no pudo hacer que se inchase en medio de los combates y que la capa se le volviese rubia… y tampoco robots gigantes… vamos nada de esas cosas típicas de los mangas…
El resultado no está mal, es una historia entretenida (en blanco y negro, eso sí) y lo más destacable es el narizón que se gasta Bruce Wayne… con esa naríz es imposible que nadie haya descubierto su identidad secreta… XD

Nada más.

Aaaaaaaaaaaaadios

Acerca de Eugenio

Anda que sí...

5 pensamientos en “Batman: El hijo de los sueños (o la eterna polémica)

  1. No, hombre, no son erratas ni consecuencias de no tener un revisor. Son cosas hechas a poroposito para reforzar la idea d eun mundo onirico que no sigue las reglas de la logica. Como en Sandman pero mas sutil. :-).

  2. Lamastelle: Vaya, lo tuyo sí que es la fina ironía… Muchos creerán que las faltas en tu comentario se habrán producido por las prisas, pero yo, con una mente agil, debo chafarles tal pensamiento y aplaudirte por un modo de crítica tan sutil como el que has empleado…
    Tete: Una cosa es una nariz grande, otra cosa es ESO que le han puesto a Bruce Wayne en la cara…

  3. Pingback: Batman - La máscara de la muerte « ¿Quién Me Mandaría A Mí?

Los comentarios están cerrados.